Desafío "Me caigo y me levanto", segunda entrega: Viviendo con una asesina...

Parece que lo de Kuka no fue sólo emoción violenta!
Hoy los chicos recibieron una invitación a un fiestón en los acantilados y decidieron ir. Después del festival de las especias no habían vuelto a salir y lo necesitaban...



Hasta ahí, todo maravilloso. Incluso todos tuvieron su cuota de roce con otro sim (la fraternidad de las fiestas estaba presente, todos sabemos lo "románticos" que son). Pero entre toda la gente, Kuka notó a un personaje que la ponía incómoda. Se acercó a él y desde un principio no fue nada amable, así que le pidió que se alejaran un poco para poder hablar. Otra chica estaba con ellos y decidió ir también. Cuando Kuka le planteó que, literalmente, "no le gustaba su cara", su compañera la apoyó y también se rió de él... pero no esperaba que Kuka se prenda fuego y comience a golpearlo repetidamente!
Asustada, la chica se aleja un poco esperando no correr la misma suerte y no ser partícipe de tanta brutalidad. Kuka se aleja también de su víctima, pero al instante tiene una sensación extraña en el cuerpo, como si tuviera la necesidad de terminar lo que había empezado. No podría dormir esa noche si no lo hacía... y se volvió a parar frente a él...


Fue fuerte y certera esta vez, no como aquella primera experiencia en la que dudó de su efectividad y hasta lloró un rato después. Se alejó un poco frente a la desesperación de la chica que los acompañaba y se limpió la sangre. Luego se fue, mientras La Parca se llevaba a su "fea" víctima y el resto de la fiesta lloraba su pérdida.
Kuka conserva en su jardín las cenizas de sus víctimas, el mismo jardín donde suelen comer o tomar café mientras leen un libro...

... y sigue maltratándolos y odiándolos cada vez más, alimentando su ira y su sed de sangre...
Kuka sabe que debe eliminar a un par de testigos aún, pero ya no tiene miedo. En las noches, cuando recuerda la resistencia de su carne a su cuchillo, se excita y sabe que jamás va a dejar de hacerlo...

La Parca se mantiene cerca... porque sabe lo que viene... y le encanta...

Comentarios